Desde Cuba

Madre cubana: “No tengo fuerzas para ver a mi hijo encerrado por pensar diferente”

La madre asegura que la vida de su hijo corre peligro, ya que el pasado domingo le informó que había iniciado una huelga de hambre en protesta por las sanciones que quieren imponerle por participar en las protestas del 11J.

Una madre cubana se encuentra desesperada por la situación de su hijo, quien se encuentra detenido en la prisión de máximo rigor de Camagüey, conocida como “Kilo 8”, luego de participar en las protestas antigubernamentales y masivas del 11J.

El nombre de Maykel Porro Leyva, de 33 años, no figura en el listado preliminar de la organización independiente Cubalex de las personas detenidas o en paradero desconocido a raíz de las manifestaciones, cuya cifra ya supera los 1,000, mientras que los arrestados ascienden a más de 500.

Una madre cubana se encuentra desesperada por la situación de su hijo, quien se encuentra detenido en la prisión de máximo rigor de Camagüey, conocida como “Kilo 8”, luego de participar en las protestas antigubernamentales y masivas del 11J.
El nombre de Maykel Porro Leyva, de 33 años, no figura en el listado preliminar de la organización independiente Cubalex de las personas detenidas o en paradero desconocido a raíz de las manifestaciones, cuya cifra ya supera los 1,000, mientras que los arrestados ascienden a más de 500.

Sin embargo, la madre del joven, Denny Leyva, asegura que su hijo corre peligro, ya que el pasado domingo le informó que había iniciado una huelga de hambre en protesta por las sanciones que quieren imponerle. Leyva teme que las autoridades tomen represalias.

Sin embargo, la madre del joven, Denny Leyva, asegura que su hijo corre peligro, ya que el pasado domingo le informó que había iniciado una huelga de hambre en protesta por las sanciones que quieren imponerle. Leyva teme que las autoridades tomen represalias.

Al comienzo, a Leyva le dijeron que Porro enfrentaría acusaciones por “desorden público” y que la condena sería leve, de un año a lo sumo que podría cumplir en su casa.

Pero ahora la abogada del caso le comentó que tiene reflejados otros delitos, entre ellos, de “proxenetismo” y que la pena podría extenderse hasta 12 años en prisión. “Él jamás ha sido procesado”, sostiene y argumenta que “se encuentra en huelga por la injusticia que están haciendo”. 

Por otro lado, cree que la salud de su hijo ha empeorado. Las autoridades de la cárcel le dicen que contrajo el dengue. “Mi dolor es tan grande que no tengo fuerzas para ver a mi hijo encerrado por solo pensar diferente. Tengo miedo que muera por dejar de alimentarse porque es la única forma que los presos en este país quizás lo escuchen”, expresó en redes sociales la víspera.

Estimado lector, actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva y sin precedentes. Ante este escenario, la gente del mundo se está despertando y reconociendo la manipulación de la información y la censura. Ser un medio de noticias independiente implica grandes desafíos. Sin embargo seguimos informando sin temor, más allá del peso que tienen los intereses comerciales y políticos que marcan la agenda de los principales medios. Por esto, hemos creado una cuenta en Square, en la que puedes aportar a nuestra misión de seguir informando con veracidad.

Related Posts

Deja una respuesta