EE.UU

Ejército y Marina de EE.UU. realizan 3 pruebas para progresar en misiles hipersónicos: Pentágono

El Ejército y la Marina de Guerra de EE.UU. probaron varios prototipos de componentes de armas hipersónicas que determinarán el desarrollo de nuevas armas, según confirmó el jueves el Departamento de Defensa, que dijo que tres de las pruebas fueron consideradas exitosas.

El Pentágono, en un comunicado el jueves, dijo que el Laboratorio Nacional Sandia realizó las pruebas desde la Instalación de Vuelo Wallops de la NASA en Virginia. Las pruebas ayudarán a “aportar información para el desarrollo de la capacidad de ataque hipersónico ofensivo del Arma Hipersónica de Largo Alcance (LRHW) y del Ataque Rápido Convencional (CPS) de la Armada”, prosigue el comunicado.

Las pruebas “mostraron tecnologías hipersónicas avanzadas, capacidades y sistemas prototipo en un entorno operativo realista”, dijo también el Pentágono. Las tres pruebas realizadas fueron un éxito.

“Durante el desarrollo del sistema de armas, los lanzamientos de cohetes de precisión llenan un vacío crítico entre las pruebas en tierra y las pruebas de vuelo del sistema completo”, añadió el DOD. “Estos lanzamientos permiten oportunidades de pruebas de vuelo frecuentes y regulares para apoyar la rápida maduración de las tecnologías hipersónicas ofensivas y defensivas”.

Funcionarios de la Casa Blanca habían expresado a principios de esta semana su preocupación de que China estuviera probando un arma hipersónica con capacidad nuclear, después de que el Financial Times, citando fuentes anónimas, reportara que el régimen probó en agosto un arma que recorría el espacio alrededor del planeta antes de bajar de altitud y alcanzar su objetivo. El arma falló. Fuente: The Epoch Times en español

En otro reporte publicado el miércoles, el Financial Times, citando a “dos personas familiarizadas con el asunto”, dijo que China ejecutó un segundo vehículo hipersónico de planeo el 13 de agosto. La primera prueba se habría realizado a finales de julio, según el reporte.

El régimen chino desmintió a través de sus canales oficiales el reporte del Financial Times, afirmando que se trataba de una prueba de un vehículo espacial, y no de un misil u otra arma.

Las armas hipersónicas pueden viajar en la atmósfera superior a unas 3850 millas por hora, o unas cinco veces la velocidad del sonido. Estados Unidos lleva décadas intentando conseguir esa tecnología para implementarla en su programa de ataque global.

Mientras tanto, contratistas de defensa como Raytheon y Lockheed Martin han estado trabajando para desarrollar un arma hipersónica para Estados Unidos.

La Casa Blanca y el Departamento de Defensa no han respondido a una solicitud de comentarios sobre las supuestas pruebas hipersónicas de China. Ningún funcionario del gobierno federal ha confirmado públicamente las pruebas.

A principios de esta semana, cuando los periodistas le preguntaron si el régimen chino había obtenido esa tecnología armamentística al salir de Washington hacia Pensilvania, el presidente Joe Biden respondió afirmativamente. Mientras tanto, el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, dijo que la administración está muy preocupada por la capacidad nuclear de China y sus “novedosos sistemas de lanzamiento”.

El senador Angus King (I-Maine), al expresar su preocupación por los reportes de que China probó la tecnología hipersónica, dijo que las “armas son cambios radicales estratégicos con el peligroso potencial de socavar fundamentalmente la estabilidad estratégica tal como la conocemos”. Fuente: The Epoch Times en español

“Las implicaciones de que estas armas sean desarrolladas por China o Rusia podrían ser catastróficas”, dijo King, citado por los medios de comunicación.

El embajador estadounidense del desarme, Robert Wood, declaró que a Washington le preocupa que Estados Unidos no haya desarrollado un medio para contrarrestar el posible despliegue de armamento hipersónico por parte de China.

“La tecnología hipersónica es algo que nos ha preocupado, las posibles aplicaciones militares de la misma y nos hemos abstenido de dedicarnos, nos hemos abstenido de dedicarnos la aplicación militar de esta tecnología”, dijo Wood en una reunión de prensa en Ginebra a principios de semana.

“Pero hemos visto que China y Rusia se han dedicado muy activamente al uso, a la militarización de esta tecnología, por lo que estamos teniendo que responder de la misma manera (…) Simplemente no sabemos cómo podemos defendernos contra esa tecnología. Ni China ni Rusia lo saben”.

The Epoch Times se ha puesto en contacto con el Pentágono para obtener más comentarios sobre las tres pruebas. Fuente: The Epoch Times en español

Estimado lector, actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva y sin precedentes. Ante este escenario, la gente del mundo se está despertando y reconociendo la manipulación de la información y la censura. Ser un medio de noticias independiente implica grandes desafíos. Sin embargo seguimos informando sin temor, más allá del peso que tienen los intereses comerciales y políticos que marcan la agenda de los principales medios. Por esto, hemos creado una cuenta en Square, en la que puedes aportar a nuestra misión de seguir informando con veracidad.

Related Posts

Deja una respuesta