Sáb. Jul 20th, 2024

Según las autoridades cubanas, desde el inicio del 2021 hasta la fecha se interceptaron 20 lanchas rápidas y más de 30 traficantes

Las Tropas Guardafronteras cubanas detuvieron durante el primer mes del año siete traficantes procedentes del exterior y capturaron tres lanchas rápidas durante operaciones contra el tráfico de personas, según informó el periódico Granma.

Desde el inicio del 2021, las autoridades cubanas capturaron 20 lanchas rápidas, según la información, “vinculadas con organizaciones delictivas en el exterior, a fin de lucrar, y a los cuales poco o nada les interesa la vida de los emigrantes”.

En ese periodo se detuvieron más de 30 traficantes de personas, de ellos 33 cubanos radicados en el exterior, cuatro mexicanos y un estadounidense, precisa el diario oficialista.

La nota apunta que se registró un aumento del “número de operaciones de tráfico de personas organizadas en Estados Unidos, y con destino a ese territorio” desde mediados de 2021.

La última operación al respecto tuvo lugar en la noche del martes 25 de enero, cuando “fuerzas y medios del Destacamento Noroccidental de la Dirección de Tropas Guardafronteras capturaron a dos cubanos residentes en Estados Unidos, a bordo de una lancha rápida, a una milla del faro de Punta Gobernadora, en Bahía Honda, provincia de Artemisa, quienes penetraron ilegalmente en aguas jurisdiccionales cubanas, en una operación de tráfico de personas”, de acuerdo la información ofrecida por el Ministerio del Interior (MININT).

Las autoridades detuvieron posteriormente, en la zona de Playa el Pinos, a seis hombres y dos mujeres relacionados con el suceso.

De acuerdo a la información del MININT, los involucrados fueron trasladados a la capitanía del Puerto del Mariel para realizar las investigaciones correspondientes.

El 26 de diciembre pasado, a través de publicaciones hechas por testigos en las redes sociales, se pudo conocer que brigadas de “boinas rojas” y agentes policiales vestidos de civil con machetes llegaron a Playa Baracoa, en la provincia de Artemisa, para tratar de impedir una salida del país, rumbo a Estados Unidos, de un grupo de pescadores.

Según relató Yunier Gutiérrez Cervantes, uno de los trece balseros que intentaban salir de Cuba, y que fue agredido por los guardacostas, a él le dispararon “a un metro de distancia y a quemarropa”, con una bala de goma que le provocó en la frente una herida profunda.

“En ningún momento nos dijeron levanta los brazos, o alto, nada”, explicó el joven sobre el proceder de las autoridades.

Por antilope

Deja una respuesta