Manuel Marrero Primer ministro cubano critica “mentalidad” de trabajadores de la gastronomía: “Buscan el dinero fácil - La Nueva Cuba
Desde Cuba

Manuel Marrero Primer ministro cubano critica “mentalidad” de trabajadores de la gastronomía: “Buscan el dinero fácil

El primer ministro cubano Manuel Marrero Cruz pidió este viernes, en La Habana, un cambio de “mentalidad” en el sector de la gastronomía, planteando que los trabajadores del mismo buscaban formas de ganar “dinero fácil” y descuidaban la calidad del servicio.

En el Palacio de Convenciones, durante el intercambio de la Comisión de Atención a los Servicios, previo a la próxima sesión extraordinaria de la novena legislatura de la Asamblea Nacional, Marrero expresó sus inquietudes sobre la actividad gastronómica, principalmente la estatal.

Al comentar sobre dichos servicios, el funcionario del régimen dijo que la población tiene grandes insatisfacciones, incluyendo una parte importante de la gastronomía privada, sobre todo por los precios en que funcionan, así como el abastecimiento y la calidad.

Se preguntó por qué no se logra la transformación en dicho sector. “Hay muchos factores, pero yo me atrevería a adelantar y afirmar que si nosotros no hemos logrado un avance mayor es por el tema del cambio de mentalidad”, dijo.

“Hoy solo se vende ron y cigarros y se dejaron de vender otros productos. Y muchos de estos locales pasaron a la gestión no estatal. Priva la mentalidad de ver cómo yo me busco el dinero fácil. Hemos permitido eso. ¿Qué hace el Gobierno como servidor público?”, inquirió el representante gubernamental.

De acuerdo con un reporte del medio oficialista Cubadebate, Marrero también llamó la atención sobre los hechos de corrupción y robo en algunas unidades, lo cual “ha sucedido muchas veces y todavía puede estar sucediendo en algunos lugares”.

“Conocemos unidades donde no se prestan servicios y en la puerta del almacén se está vendiendo directo la caja de pollo. ¿Y el pueblo qué? Hemos sido también suaves cuando se han detectado este tipo de violaciones”, sostuvo.

“Aquí se quitan los administradores y luego los mandan para otras unidades, ‘un sector donde todo el mundo cae para arriba’, dicen, y por eso no se resuelven los problemas”, expuso. “Deberíamos sancionar la no calidad. A veces decimos ‘si un trabajador maltrata a un cliente, a este se le debe sancionar’, pero no pasa”, añadió.

A finales de abril, el funcionario aseguró que el régimen atendía los reclamos del pueblo. Durante el balance anual de las Oficinas de Atención a la Población, Marrero dijo que “un dirigente tiene que tener claro que atender a la población no es una tarea o una misión, es una obligación y la Constitución de la República lo plasma en sus artículos 10, 53 y 61.

“Los revolucionarios nos debemos al pueblo. Tenemos responsabilidades de servicio a la población”, enfatizó. “En la medida que seamos capaces de hacer un buen trabajo, mantendremos la confianza del pueblo en nosotros. Atender a nuestro pueblo como se merece requiere inteligencia, entrega, actuar con transparencia, alto grado de sensibilidad y humanismo”, expuso más adelante.

“Perfeccionar esta actividad es una obligación, porque con ella salvamos a la Revolución. A esta actividad hay que ponerle corazón, hay que llevarla en el pecho, y el dirigente que no lo haga así, no es un verdadero revolucionario”, dijo acerca de la Atención a la Población.

Estimado lector, actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva y sin precedentes. Ante este escenario, la gente del mundo se está despertando y reconociendo la manipulación de la información y la censura. Ser un medio de noticias independiente implica grandes desafíos. Sin embargo seguimos informando sin temor, más allá del peso que tienen los intereses comerciales y políticos que marcan la agenda de los principales medios. Por esto, hemos creado una cuenta en Square, en la que puedes aportar a nuestra misión de seguir informando con veracidad.

Related Posts

Deja una respuesta