Mar. Jun 25th, 2024

El anuncio del presidente ruso Vladímir Putin de que pretende desplegar armas nucleares tácticas en territorio de Bielorrusia parece un nuevo intento por agudizar las tensiones en el conflicto en Ucrania.

utin ya ha advertido que Moscú está dispuesto a usar “todos los recursos disponibles” para repeler ataques en territorio ruso, una referencia a su arsenal nuclear.

A continuación presentamos un vistazo a las declaraciones del mandatario y sus implicaciones:

COMO EXPLICÓ PUTIN SU INICIATIVA?

Putin dijo que el presidente bielorruso Alexander Lukashenko ha instado desde hace tiempo a Moscú a que emplace armas nucleares en su país, el cual tiene un estrecho vínculo militar con Rusia y fungió de plataforma para lanzar parte de la invasión a la vecina Ucrania el 24 de febrero de 2022.

El Kremlin ya ha ayudado a modernizar los aviones de combate bielorrusos para que sean capaces de portar armas nucleares, algo que Lukashenko ha mencionado repetidas veces.

En declaraciones transmitidas el sábado, Putin dijo que la razón inmediata del despliegue de armas nucleares tácticas rusas en Bielorrusia fue el hecho de que Gran Bretaña decidió enviar a Ucrania municiones antiblindaje con uranio empobrecido. El presidente ruso atenuó su lenguaje después de que en un principio aseguró falsamente que ese tipo de municiones tenían componentes nucleares, pero insistió en que representan un riesgo adicional para la población civil y pueden contaminar el medio ambiente.

Putin también dijo que al emplazar armas nucleares tácticas en Bielorrusia, Rusia hará lo que Estados Unidos ha estado haciendo durante décadas al poner sus armas nucleares en Bélgica, Alemania, Italia, Holanda y Turquía. Alegó que la medida rusa no viola un tratado internacional que prohíbe la proliferación de armas nucleares, incluso a pesar de que Moscú ha argumentado en ocasiones anteriores que Washington ha violado el pacto al desplegarlas en territorio de sus aliados de la OTAN.

La medida de Putin contrasta con el comunicado que emitió junto con el presidente chino Xi Jinping después de reunirse la semana pasada en el Kremlin, en el que se oponían a que las potencias nucleares desplieguen armas atómicas fuera de su territorio, en una aparente referencia a Estados Unidos.

¿QUÉ SON LAS ARMAS NUCLEARES TÁCTICAS?

Las armas nucleares tácticas están diseñadas para destruir soldados y armas enemigas en el campo de batalla. Son de alcance relativamente corto y de mucho menor potencia que las ojivas nucleares en misiles estratégicos de largo alcance, las cuales son capaces de destruir ciudades enteras.

A diferencia de las armas estratégicas, que han estado sujetas a acuerdos de control de armas entre Moscú y Washington, las armas tácticas nunca han estado limitadas por este tipo de pactos, y Rusia no ha dado a conocer cuántas armas de esta clase tiene en su arsenal ni algún otro detalle relacionado.

Estados Unidos cree que el Kremlin cuenta con unas 2.000 armas nucleares tácticas, las cuales incluyen bombas que se pueden arrojar desde aeronaves, ojivas para misiles de corto alcance y municiones de artillería.

Aunque las armas nucleares estratégicas están instaladas en misiles balísticos intercontinentales en tierra o en submarinos que están constantemente listos para ser disparados, las armas nucleares tácticas se encuentran almacenadas en unas cuantas bodegas fuertemente resguardadas en Rusia, y entregarlas a las unidades de combate toma tiempo.

Algunos expertos rusos le han pedido desde hace tiempo al Kremlin que envíe una advertencia a Occidente acercando algunas armas nucleares tácticas a las aeronaves o misiles desde donde serían disparadas.

¿QUÉ HARÁ RUSIA EXACTAMENTE?

Putin dijo que Rusia ya ha ayudado a actualizar 10 aeronaves bielorrusas para que sean capaces de llevar armas nucleares, y sus tripulaciones comenzarán a entrenarse para su uso a partir del 3 de abril. Destacó que Moscú también le ha dado a Minsk sistemas de misiles Iskander de corto alcance a los que se les pueden instalar ojivas convencionales o nucleares.

Señaló que la construcción de instalaciones de almacenamiento de armas nucleares en Bielorrusia estará lista para el 1 de julio. No especificó cuántas armas nucleares se emplazarán allí ni cuándo serán desplegadas.

Putin enfatizó que Rusia mantendrá el control sobre cualquier arma nuclear que se despliegue en Bielorrusia, de la misma forma en que Estados Unidos controla sus armas nucleares tácticas en territorio de sus aliados de la OTAN.

Si Moscú envía armas tácticas a Bielorrusia, será su primer despliegue fuera de las fronteras de Rusia desde principios de la década de 1990. Bielorrusia, Ucrania y Kazajistán heredaron un enorme arsenal nuclear después del desmembramiento de la Unión Soviética en 1991, pero en los años siguientes acordaron enviar esas armas de regreso a Rusia.

¿CUÁLES SON LAS POSIBLES CONSECUENCIAS DE LA MEDIDA DE PUTIN?

Con su declaración más reciente, Putin vuelve a recurrir a la amenaza nuclear para indicar la disposición de Moscú a agudizar el conflicto en Ucrania.

El despliegue de armas nucleares tácticas a Bielorrusia, que comparte 1.084 (673 millas) de frontera con Ucrania, le permitiría a las aeronaves y misiles rusos alcanzar cualquier objetivo potencial con mayor facilidad y velocidad en caso de que Moscú decida usarlas. También extendería la capacidad de Rusia para atacar a varios países miembros de la OTAN en el centro y el este de Europa.

La medida llega en un momento en que Kiev se dispone a lanzar una contraofensiva para recuperar territorio ocupado por Rusia.

Dmitry Medvedev, subdirector del Consejo de Seguridad de Rusia, advirtió la semana pasada que los intentos de Ucrania por recuperar el control de la península de Crimea eran una amenaza a la “misma existencia del Estado ruso”, algo que amerita una respuesta nuclear de acuerdo con la doctrina de seguridad del país. Rusia se anexó ilegalmente Crimea de Ucrania en 2014.

“Cada día que Occidente proporciona armas a Ucrania nos acerca más a un apocalipsis nuclear”, advirtió Medvedev.

El analista militar ucraniano Oleh Zhdanov señaló que el objetivo de Putin es desalentar a los aliados occidentales de Ucrania para que no proporcionen más armas a Kiev antes de cualquier contraofensiva.

Putin está “usando chantaje nuclear en un intento por influenciar la situación en el campo de batalla y obligar a los socios occidentales a reducir sus suministros de armas y equipamiento bajo la amenaza de que el conflicto se agrave con un cariz nuclear”, comentó Zhdanov. “La galería nuclear bielorrusa penderá no sólo sobre Ucrania, sino también sobre Europa, creando una amenaza constante, intensificando las tensiones y enervando a los ucranianos y a sus socios occidentales”.

¿QUÉ DICEN UCRANIA Y OCCIDENTE?

Ucrania ha respondido a las acciones de Putin convocando a una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Un portavoz de la ONU refirió cualquier pregunta al respecto al Consejo de Seguridad, que hasta el lunes por la tarde no había anunciado ninguna reunión.

“El mundo debe unirse en contra de alguien que pone en riesgo el futuro de la civilización humana”, declaró el ministerio de Asuntos Exteriores de Ucrania.

El portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, dijo el lunes que las autoridades federales “no han visto movimiento alguno de armas nucleares tácticas ni nada de ese tipo” desde el anuncio de Putin. Ha dicho que Washington no ha detectado nada que provoque un cambio en su postura de disuasión estratégica.

La OTAN rechaza los señalamientos de Putin de que Rusia sólo está haciendo lo que Estados Unidos ha hecho durante años, y asegura que los aliados occidentales actúan con pleno respeto a sus compromisos internacionales.

“La retórica nuclear de Rusia es peligrosa e irresponsable”, comentó la portavoz de la OTAN Oana Lungescu, y añadió que la alianza aún no detecta algún cambio en la postura nuclear rusa.

Lituania, que colinda con Bielorrusia, dijo que la declaración de Putin es “un nuevo intento por parte de dos regímenes dictatoriales impredecibles de amenazar a sus vecinos y a todo el continente europeo», llamándolas “medidas desesperadas de Putin y Lukashenko para crear otra ola de tensión y desestabilización en Europa”.

El ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia respondió a las críticas de Occidente resaltando que Washington y sus aliados han ignorado los reiterados llamados del gobierno ruso para el retiro de armas nucleares estadounidenses de Europa. La agencia reafirmó el derecho de Moscú a tomar “las medidas adicionales necesarias para garantizar la seguridad de Rusia y sus aliados”.

Este artículo fue publicado por primera vez en Los Angeles Times en Español.


Contenido patrocinado

Por antilope

Deja una respuesta