Desde Cuba

Algunos Pobladores de un albergue en Boyeros desafian a Díaz-Canel

Residentes en un albergue del poblado de Parajón, en Boyeros, La Habana, que impedían el desalojo de una embarazada que, por sus problemas de vivienda, ocupó un cuarto del lugar que estaba sin usar, enviaron un duro mensaje al gobernante designado de Cuba, Miguel Díaz-Canel.

Los pobladores de este albergue en Boyeros retan no sólo a Díaz-Canel, sino también a la Seguridad del Estado, a que se atrevan desalojar a la embarazada en medio del coronavirus, que este viernes reportó en Cuba 22 nuevos casos, para un total de 2,005 y ningún fallecido.

También en La Habana, pero en una cuartería en Lawton, sus residentes envían un duro mensaje “a los de arriba”, porque no hacen nada para eliminar una tupición del desagüe de albañales y la escasez de agua potable que sólo les llega cada tres días en medio del coronavirus.

Para los pobladores de esa cuartería, la situación ahora con el coronavirus y las aguas albañales es lo que llaman una película de terror. Ahí viven niños, mujeres embarazadas rodeados de focos de infección que hacen peligras sus vidas sin que el régimen haga nada.

Mientras la reciente declaración de Díaz-Canel de que la limonada es la base de todo, no sólo sigue siendo objeto de burlas en las redes sociales.

También de respuestas como la de un campesino de por qué el cree escasea el limón en Cuba.

Fuente: Rolando Nápoles / Americateve.com

Estimado lector, actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva y sin precedentes. Ante este escenario, la gente del mundo se está despertando y reconociendo la manipulación de la información y la censura. Ser un medio de noticias independiente implica grandes desafíos. Sin embargo seguimos informando sin temor, más allá del peso que tienen los intereses comerciales y políticos que marcan la agenda de los principales medios. Por esto, hemos creado una cuenta en Square, en la que puedes aportar a nuestra misión de seguir informando con veracidad.

Related Posts

Deja una respuesta