Web Analytics Made Easy -
StatCounter
Desde Cuba

Revelan supuestos artífices del acuerdo de “esclavitud” de médicos entre Cuba y Brasil

La Organización No Gubernamental Prisioners Defenders (PD), reveló los nombres de los supuestos artífices del acuerdo de “esclavitud” de profesionales sanitarios entre Cuba y Brasil, mediante las “misiones médicas”.

La entidad defensora de los derechos humanos, publicó en un comunicado: “De conformidad por las filtraciones recibidas por PD provenientes de información interna de la OPS [Organización Panamericana de la Salud] del más alto nivel, éstas apuntarían a su Asesora Jurídica en Washington, Heidi V. Jiménez, ciudadana americana de origen latino, como persona clave que habría negociado, visado y dado seguimiento al acuerdo con Brasil y Cuba al que se vio “abocada a firmar y aceptar” (versión del informante que no podemos suscribir [en PD]) la Directora General Carissa F. Etienne, y que incluso firmó algunos de sus términos y al que dio seguimiento personal”.

La ONG aseguró que contactó a la OPS, incluyendo a Heidi V. Jiménez, pero “han declinado hacer declaraciones”.

Según las fuentes de PD, también tendría un papel en ese esquema el dentista Joaquín Felipe Molina Leza, “funcionario cubano también de ‘misión’ en el extranjero (…) que tuvo una carrera meteórica posterior en la OPS tras ser inmerso por la Seguridad del Estado de Cuba en el Ministerio de Salud Pública de Cuba”.

El programa de Mais Médicos en Brasil, supuso la retención por parte de la OPS, del 5% del salario de todos los médicos cubanos que viajaron al país sudamericano por ese acuerdo, facturando 2564 millones de dólares, según su propia auditoría interna, con un beneficio neto por dicha retención calculado por PD en 128 millones de dólares.

También se permitió que Cuba retuviera igualmente cantidades relevantes (un 86% adicional del mismo desde 2013 a 2015, y del 70% después), y que el régimen impusiera condiciones restrictivas de las libertades más básicas de los médicos en misión, sometiéndolos a los que las Relatorías de la trata de personas y la de trabajo forzado de las Naciones Unidas calificaron como “trabajo forzado” y “esclavitud moderna”.

Heidi V. Jiménez y Joaquín Felipe Molina Leza, habrían participado en reuniones documentadas donde se dieron por conocedores de las condiciones y, ante las demandas judiciales derivadas de la esclavitud de los médicos cubanos que huían del programa, Jiménez según dichas actas se habría encargado personalmente, y “por su cuenta”, de la respuesta por parte de la OPS en la IX Reunión Tripartita Brasil-Cuba-OPS realizada en las oficinas de representación de la institución en La Habana, entre el 9 y 10 de febrero de 2017.

De ser fieles las actas oficiales liberadas por el gobierno de Brasil difundidas por los periodistas José Alberto Gutiérrez, en CiberCuba, y Mary Anastasia O’Grady, del Wall Street Journal, Heidi V. Jiménez –que nunca respondió públicamente a las graves acusaciones–, habría actuado, en nombre de la OPS, en connivencia con el arrinconamiento laboral de los médicos cubanos que salieron del programa Mais Médicos.

PD considera que Jiménez “habría contribuido con su persecución”: en dicha acta de reunión se puede leer que “una vez que un médico abandona el programa [Mais Médicos] queda desvinculado del Sistema Nacional de Salud Cubano. En base a los acuerdos internacionales firmados entre las Partes, los médicos no pueden ser contratados individualmente por instituciones brasileñas. (…) es una violación del contrato entre las Partes permitir que médicos desligados del programa trabajen en instituciones públicas brasileñas”.

En el acuerdo No 16 de dicha acta acordaron “Trasmitir a los secretarios de salud de los 27 estados y estos a su vez a los municipios, la necesidad de frenar la contratación de los médicos que ya no pertenecen al programa [Mais Médicos]”.

Todos los detalles de la denuncia y las condiciones de la misión médica en Brasil, disponibles en las redes sociales de Prisioners Defenders:

Related Posts

Deja una respuesta